Diario de Valderrueda
¿Saben los ladrones de cáñamo exactamente lo que roban?
miércoles, 20 de enero de 2021, 23:27
ACTUALIDAD - PLANTAS

¿Saben los ladrones de cáñamo exactamente lo que roban?

|

Los productores de cáñamo industrial, una variedad completamente legal del cannabis, se quejan de la cantidad de robos que se producen en sus cultivos. Pero, ¿se trata de errores debidos al desconocimiento de lo que es esta planta?


324farmshop 3



El boom que se ha generado en los últimos dos años en torno al cáñamo y a los subproductos derivados de este, ha hecho que muchos agricultores hayan decidido dedicar una pequeña parte de sus tierras (que cada vez va siendo menos pequeña) a cultivar cáñamo industrial. En estos momentos, junto con ciertas frutas tropicales, es uno de los cultivos con mayor demanda y margen de beneficio.


Este tipo de cannabis no es ningún estupefaciente, sino una materia prima muy versátil que se emplea en un incontable número de productos. Desde aislamientos en la construcción, pasando por fibras textiles ecológicas, alimentos para animales, papel de alta calidad, productos farmacéuticos, cosméticos… etc. Precisamente estos dos últimos sectores mencionados, el de la farmacia y cosmética, son los que actualmente están dando mayor auge a una variedad de cáñamo conocida por su alta concentración de CBD.


De este tipo de variedad de cannabis sativa se extraen los componentes que se emplean en la elaboración de, entre otros productos, los populares aceites que arrasan en ventas en los growshop y en las tiendas de cbd online por sus propiedades saludables. También para cremas, ungüentos, geles de baño, champús y otros productos de higiene y belleza. Pero, ¿es esto lo suficientemente rentable como para que los saqueadores arrasen con las plantaciones?


Robos por confusión ¿o no?


Las diferencias físicas entre las plantas de cáñamo industrial y el cannabis ilegal son prácticamente nulas. Con un simple vistazo, para una persona poco informada sería imposible detectar si una plantación es cáñamo industrial o no. Además, el olor característico que desprenden también es similar al de la “maría”, aunque menos intenso en el caso del cáñamo.


De ahí se desprende que los ladrones puedan no saber que lo que se llevan no tiene ningún efecto psicoactivo y, por lo tanto, no tiene valor en el mercado negro de los estupefacientes. Otra posibilidad es que sí que sepan de lo que se trata, pero que lo utilicen para mezclarlo con maría y sacar de esta mayor rendimiento económico al tener más cantidad de producto.


Pero aún existe una tercera posibilidad y cuyo objetivo sería la flor de la planta. Otra de las modas actuales relacionadas con el CBD es la aromaterapia. Existe una fiebre por comprar flores de cbd para darles uso como producto aromático, utilizándolas a modo de ambientador o para generar vapores aromatizados.



Sea como sea, la realidad es que el cáñamo industrial es un producto que se aprovecha al 100%. Todo tiene un uso, desde las semillas hasta la flor, pasando por el tallo y la cañamiza. Por esto, su precio, incluso en el mercado negro, es alto. Y detrás de un buen rédito económico siempre hay alguien que intenta aprovecharse de ello burlando la ley. Casualidad o no, quizás eso sea lo menos importante cuando se habla de robos.


Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

APOYOS OFICIALES

© DiarioDeValderrueda.es - Periódico Digital de Noticias y Eventos de la Montaña Oriental Leonesa y la Montaña Palentina


Calle La Puente Nº 47, Valderrueda, 24882 (León) - Algunos derechos reservados

Diario de Valderrueda ha sido beneficiario del Fondo Europeo de Desarrollo Regional cuyo objetivo es mejorar el uso y la calidad de las tecnologías de la información y de las comunicaciones y el acceso a las mismas y gracias al que se ha renovado el diseño y se han creado aplicaciones móviles, para mejorar el posicionamiento web, la usabilidad y la creación de un canal propio de distribución de contenidos. Esta acción ha tenido lugar durante 2018. Para ello ha contado con el apoyo del Programa TICCámaras de la Cámara de Comercio de León.