Diario de Valderrueda
Puertas y ventanas de aluminio: ¿Cómo contribuyen al ahorro energético?
martes, 27 de septiembre de 2022, 19:09
HOGAR - ENERGÍA

Puertas y ventanas de aluminio: ¿Cómo contribuyen al ahorro energético?

|

El planeta emite día a día un grito ahogado de auxilio. La mano del hombre ha causado estragos en bosques, mares, selvas y ha llevado a la extinción de especies animales y vegetales. Afortunadamente, muchos países del mundo han empezado a crear legislaciones para cuidar los ecosistemas más frágiles y ahorrar energía. Dentro de estas normas, las edificaciones deben cumplir ciertas condiciones para evitar un consumo de recursos excesivos.


Art 9


Nacen así los edificios y casas energéticamente eficientes. Estos se construyen con materiales que clausuran las estancias para no dejar escapar el calor o el frío de acuerdo a la época del año. Las ventanas de aluminio, al igual que las puertas de este material, las espumas aislantes entre los muros huecos, así como evitar las fugas de aire y los electrodomésticos clase A están ayudando a evitar la huella de carbono y el consumo excesivo de energía.


¿Qué es una casa energéticamente eficiente o Passivhaus?


Los edificios o casas Passivhaus están diseñados y fabricados de tal manera que puedan mantener las condiciones atmosféricas perfectas en su interior durante todo el año. Se trata de un ahorro que oscila entre el 70% y el 90% de energía.


Existen empresas especializadas en la fabricación de construcciones pasivas. En estas las ventanas y puertas de aluminio y PVC y otros materiales aislantes son los productos ideales para este tipo de edificaciones porque cumplen con las prestaciones necesarias para ahorrar energía. Además, no se trata solo de las propiedades térmicas, sino que también poseen aislamiento acústico.


Características de las casas energéticamente eficientes o Passivhaus


Estas casas poseen, básicamente, estas características:


Excelente aislamiento


El aislamiento de las paredes internas y externas, así como del suelo y del techo son peculiaridades de las casas energéticamente eficientes. Con materiales adecuados, las puertas y ventanas (de aluminio, por ejemplo) se reducirán las pérdidas de calor en invierno y el fresco durante el verano.


Los materiales utilizados variarán en función del proyecto y uso de cada edificación. No obstante, el objetivo que se quiere lograr siempre es el mismo: el mayor ahorro energético en el uso de sistemas de climatización. Un plus adicional es el hecho de que al aislar térmicamente la casa, también se insonoriza en cierto grado, lo cual es ideal en las grandes ciudades con mucho ruido.


Eliminación de los puentes térmicos


Hay que erradicar los puentes térmicos para poder garantizar el aislamiento en las habitaciones y fachadas Passivhaus o casas pasivas. Esto las hace energéticamente eficientes. Pero, ¿qué es un puente térmico? Se trata de lugares o puntos de las construcciones en los cuales se producen fugas de frío o calor.


Esto ocurre, por ejemplo, si las ventanas y puertas no están bien selladas o están construidas con material conductor. Al producirse un puente térmico entre el interior y el exterior se escapa la calefacción o el aire acondicionado, los equipos deben trabajar más para mantener la temperatura agradable, se gasta más energía y se paga más en la factura de la electricidad.


Las Passivhaus eliminan por completo los puentes térmicos utilizando un aislamiento continuo. Por ejemplo, las ventanas y puertas de aluminio que ponen una atención extra en las uniones y juntas para evitar que se conviertan en puentes son las ideales para estos edificios.


También se usan los muros externos gruesos o con una capa intermedia de determinados materiales aislantes para que no haya intercambio de temperaturas y fugas de energía.


Puertas y ventanas de aluminio y PVC


Las puertas y ventanas son los puntos débiles de las casas y las que crean mayores puentes térmicos. Por ellas se escapa la mayor parte del calor y el frío. Por eso es fundamental seleccionar puertas y ventanas de aluminio o de PVC. El primero puede utilizarse junto con un sistema de rotura de puente térmico, como gomas y plásticos. Mientras que el segundo es un aislante por sí mismo.


Un buen marco tanto de aluminio como de PVC combinado con un acristalamiento de gran valor estético, responde a las necesidades térmicas y hace la casa eficaz desde el punto de vista del ahorro de energía.


Circulación del aire


Cuando se lee que las ventanas y las puertas no permiten escapar el aire, no hay por qué pensar que dentro de la vivienda, la atmósfera será pesada. Al contrario, en las casas que hacen buen uso de la energía, para poder garantizar aire puro, se instala un sistema para una ventilación mecánica que a la vez, tenga recuperación de calor.


Este sistema se compone de dos circuitos: uno para el aire fresco del exterior y otro para el aire viciado del interior.


En este ciclo, un elemento "recuperador" está situado en medio de los dos canales y se encarga de extraer hasta un 80% del calor del aire saliente para volver a utilizarlo en el calentamiento del aire entrante.


Igualmente, el método consta de una serie de filtros que mantiene al aire limpio y puro a la vez que la energía utilizada para calentar el aire dentro de la casa se usa para calentar (o enfriar) el aire que entra desde el exterior.


Un sistema que, sin duda, proporciona un confort extremo y un ahorro energético excepcional.


¿Cómo hacer de una vivienda tradicional una Passivhaus?


A pesar que una casa pasiva desde cero cumple con ciertas peculiaridades como lo son la orientación de sur a norte; la ubicación en una zona en que no se perciba mucho el sol y que cuente con árboles y una construcción con materiales aislantes, es posible hacer reformas integrales para convertir un edificio viejo en una casa energéticamente eficiente.

En estas obras se deben cumplir dos parámetros elementales:


El aislamiento térmico


Esto es lo que garantiza que no haya fugas de aire ni pérdidas de calor o de frío. Por eso se deben cambiar todas las puertas y ventanas tanto externas como internas. Esto ayudará a mantener una temperatura constante dentro de las viviendas o áreas de trabajo sin necesidad de tener aires acondicionados o sistemas de calefacción.


Las ventanas de aluminio dominan el mercado, junto con las de PVC para que las viejas construcciones sean más eficaces. Para ello, es fundamental invertir en puertas y ventanas de alta calidad y a prueba de fugas.


Instalar un recuperador de calor


Este es un dispositivo que utiliza el calor natural y externo para generar electricidad. Además, es estupendo para los lugares más fríos. Esto en virtud de que convierte las temperaturas exteriores en 18-21 grados para el interior, lo cual es la adecuada disfrutar del interior de la casa.


Con estas ayudas se puede hacer de una casa o edificio convencional, una construcción energéticamente eficiente.


Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

APOYOS OFICIALES

© DiarioDeValderrueda.es - Periódico Digital de Noticias y Eventos de la Montaña Oriental Leonesa y la Montaña Palentina


Calle La Puente Nº 47, Valderrueda, 24882 (León) - Todos derechos reservados

Diario de Valderrueda ha sido beneficiario del Fondo Europeo de Desarrollo Regional cuyo objetivo es mejorar el uso y la calidad de las tecnologías de la información y de las comunicaciones y el acceso a las mismas y gracias al que se ha renovado el diseño y se han creado aplicaciones móviles, para mejorar el posicionamiento web, la usabilidad y la creación de un canal propio de distribución de contenidos. Esta acción ha tenido lugar durante 2018. Para ello ha contado con el apoyo del Programa TICCámaras de la Cámara de Comercio de León.