Screenshot 201604181544083
OPINIÓN - EL ATENTADO DE RIAÑO

Riaño, el Gernika del PSOE

|

Una espectacular crítica sobre el documental "Mi Valle" en la web "filmaffinity" hace saltar las lagrimas a la montaña de Riaño y a media provincia de León por el atentado que se cometió a la comarca hace 30 años...



Siempre que vemos vídeos, documentos, fotografías e historias sobre lo que sucedió en el valle de Riaño hace ahora poco más de 30 años, nos viene a la memoria el atentado que se cometió en una de las comarcas hasta entonces más ricas de España.

Esta crítica de cine, del usuario "Llerenes", en la página web "Filmaffinity", nos deja constancia con su resumen y su pensamiento sobre el documental "Mi Valle" de Waves Films, de como fue la historia en una comarca donde de un día para otro, y bajo mentiras, presiones, y vergüenza, se atacó a miles de personas para construir un pantano bajo unas excusas que difícilmente se iban a cumplir, y que 30 años después, sigue conmocionando el pensamiento de los que lo vivieron y los que lo recuerdan.


Aquí os dejamos la crítica completa, en un resumen de lo que sucedió en esas tierras hace más de 30 años: 


En días soleados con viento en calma, un extraordinario espejo formado por 650 millones de metros cúbicos de agua, refleja una idílica postal alpina del nuevo Riaño, flanqueado por un conjunto de montañas calizas que ronda los dos mil metros de altitud, en un entorno tapizado por frondosos bosques de hayas que van a morir a la misma orilla de este mar interno alimentado por el río Esla. Una poderosa y evocadora imagen seduce al visitante que por primera vez se acerca a este rincón de la montaña leonesa, cautivado por la belleza del lago artificial, cuyo origen, al igual que sucede con las leyendas de la mitología tradicional, oculta una terrible historia con moraleja incluida.


Esta es la historia de Mi valle, el despertar de este particular hechizo para los dos jovencísimos realizadores de este documental, Mario Santos y Lores Espinosa, nacidos en 1995, ocho años después de los acontecimientos que alcanzaron su clímax aquel fatídico mes de julio de 1987. Los ecos de la infamia son recordados por algunos de sus protagonistas, intercalando grabaciones de la época con imágenes actuales, en una difícil —probablemente insuficiente— pero imprescindible y valiente aproximación.


«Riaño, el Gernika del PSOE» era lo que rezaba una pintada en la fachada de una de las cientos de casas que fueron demolidas piedra a piedra en los nueve pueblos afectados por este embalse, siete de los cuales desaparecieron por completo: Huelde, Anciles, Salio, Pedrosa, Riaño, La Puerta y Éscaro.


El proyecto fue aprobado y buena parte de sus obras ejecutadas en plena dictadura, entre 1966 y 1976, año en el que se paralizan por completo las actuaciones. Coincidiendo con la llegada de la democracia, se ralentiza la tramitación administrativa del proyecto, que parece destinado a morir con el régimen de Franco. Las indemnizaciones aún no se han terminado de pagar y una nueva generación de montañeses nace en estos pueblos que bajo la espada de Damocles, han continuado sus vidas. En el año 1982 el PSOE de Felipe González gana las elecciones generales. En 1983 se hace también con el control del gobierno autonómico y provincial.




A partir de entonces comienza a escribirse el guión de la tragedia descrita en este documental, fiel a su esencia clásica, con un irremediable destino fatal.

-Director de la función: El Partido Socialista Obrero Español, con el control del Ministerio de Obras Públicas (Cosculluela), del Ministerio de Medio Ambiente (Confederación Hidrográfica del Duero), de la Junta de Castilla y León y de la Diputación Provincial de León.

-El señuelo argumental: Convertir 83 mil hectáreas de secano en regadío.

-Los actores principales: Regantes del sur de León contra vecinos afectados.

-En la tramoya: Iberduero, actual Iberdrola, propietaria de la central nuclear de Lemóniz, paralizada en 1984 por el PSOE. Titular de los aprovechamientos hidroeléctricos del río Duero en Zamora, con un interés directo en regular la cabecera del río Esla, el más importante afluente de la cuenca por razón de su caudal.


Los tres actos principales tienen lugar en mayo de 1986 (manifestación del capilote con motivo de las obras en Vegacerneja), diciembre de 1986 (primeros enfrentamientos con la Guardia Civil en Riaño y derribos de viviendas en la línea de la muerte del viaducto) y julio de 1987 (desalojo y demolición completa de los 7 pueblos). El documental se centra en el tercero y más mediático de ellos y lo hace casi de forma exclusiva en el pueblo de Riaño, capital de la comarca y símbolo de la lucha vecinal y ecologista. Más allá de los espurios motivos de esta infamia, quedarán para la historia la saña y fuerza desproporcionada empleadas, de las que «Mi valle» da fe a través de una de sus protagonistas, a la que durante los desalojos, de un pelotazo de la Guardia Civil dejó ciega de un ojo. Para quien por juventud o desconocimiento, no supiera lo que aquí sucedió, resultará sorprendente comprobar las similitudes de estos acontecimientos con la realidad de nuestros días. En 1987 gran parte de España no tenía más información que la que proporcionaban TVE1 y TVE2, no había Évoles ni tampoco internet. Hoy, treinta años después, se pueden encontrar en youtube vídeos de los derribos y testimonios muy duros que no vieron la luz aquellos días. Hoy tampoco hace falta explicar a nadie la relación de Felipe González y de otros políticos y gestores de lo público con las eléctricas, algo que era poco menos que una teoría conspirativa de paranoicos trasnochados en aquellos años.




De la transformación de 83 mil hectáreas de secano que pretendieron justificar esta barbaridad, hoy se riega con el agua de Riaño una cuarta parte de lo anunciado, unas 25 mil hectáreas, para lo que los propios regantes han llegado a reconocer que no hubiera hecho falta consumar esta ignominia. Iberdrola según sus propios datos, genera en esta cuenca de la mano de Confederación Hidrográfica del Duero entre el 20 y el 25% de la energía hidráulica nacional, gracias entre otros a la regulación de la cabecera del río Esla en Riaño, una producción superior a la de tres centrales nucleares, con la que abastecería durante un año a una ciudad de un millón y medio de habitantes.

A pesar de su indudable mérito y de lo oportuno del documental, a esta historia aún le faltan aristas por pulir para terminar de romper el encantamiento que se produce sobre el viajero que fascinado, contempla por primera vez la singular estampa de las aguas remansadas del embalse. Pues las toneladas de agua que sepultan las ruinas de mi valle, además de la historia aquí contada, también ocultan bajo su superficie la miseria que interesadamente sembraron desde fuera y que germinó aquellos años entre los propios montañeses, los enfrentamientos entre quien se resignó a su destino fatal y el que luchó hasta el final, las envidias por las inexistentes fortunas que las expropiaciones habían proporcionado a los desahuciados, la indiferencia ante el sufrimiento de los pueblos que salvaron de la tragedia por estar encima de la cota máxima, cuando no la rapiña moral de algunos que creyeron que la muerte de estas siete poblaciones les iba a dejar una suculenta herencia.


Aún con todo, es un trabajo de gran valor, totalmente recomendable e imprescindible para quien esté dispuesto a romper el hechizo y traspasar el espejo de agua de la postal.


Fuente: ddv, Llerenes, http://www.filmaffinity.com/es/user/rating/868966/302024.html#

Fotografía: Riaño Vivo, Mi Valle documental


¿Que sucedió en Riaño? Impactante documental de RTVE...
VÍDEO/ Emocionante vídeo de los jóvenes de Riaño cantando el "Viva la Montaña"
Madrid acogerá la proyección del documental "Mi Valle" sobre la historia de Riaño

1 Comentarios

1

Vivo en Guardo, tengo 58 años y siempre escuche que los habitantes de Riaño, estaban viviendo de prestado, ellos sabian que algun día tendrian que irse, pues el estado le habia indednizado y se estaban aprovechando mientras no se cerrase el pantano, ademas en la provincia de Palencia se creo un Pueblo para los vecinos de esas Poblaciones inundadas, quizas yo no tenga razón pero eso es lo que yo siempre escuche, por cierto yo vivo en Guardo,

escrito por Anibal 21/ene/17    20:15

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

© DiarioDeValderrueda.es - Periódico Digital de Noticias y Eventos de la Montaña Oriental Leonesa y la Montaña Palentina


Calle La Puente Nº 47, Valderrueda, 24882 (León) - Algunos derechos reservados

Controlado y auditado por OJDinteractiva