Diario de Valderrueda
Juegos populares: una tradición que perdura en Castilla y León
domingo, 15 de septiembre de 2019, 14:48

Juegos populares: una tradición que perdura en Castilla y León

|

Tanga, niche, birla, tostón, marro… son palabras que suenan a épocas pasadas pero que siguen estando todavía en boca de las gentes de Castilla y León. Se trata de juegos populares muy arraigados entre la población y que están recibiendo un impulso por parte de las instituciones. El objetivo es mantener y recuperar costumbres y tradiciones que marcaron la historia de la comunidad y que han conseguido sobrevivir gracias al empeño de sus habitantes.


Game frog 3472308 1280


Prueba de esa recuperación son las competiciones que se organizan periódicamente en las diferentes provincias de Castilla y León. Un ejemplo es la Copa Diputación de Juegos Populares que se organiza cada año en Palencia. El año pasado hubo más de 400 participantes de 35 localidades y cada otoño la historia se repite. Otra muestra son los campeonatos provinciales y otras muchas competiciones a nivel local con los juegos como protagonistas.


Pero, al margen de la competición en sí, existe otro factor que contribuye a mantener viva la tradición y es la voluntad de aumentar la interrelación entre pueblos. Los campeonatos han impulsado a las gentes a salir de sus núcleos rurales y a romper con la tendencia natural al aislamiento. Muchos de esos jugadores, aficionados a los juegos de mesa, el póker online o las apuestas deportivas, han encontrado en las competiciones populares un aliciente para practicar deporte y hacer vida social. Porque los juegos populares no son solo una práctica para mayores. Son actividades en las que participan gentes de todas las edades y que están sirviendo muchas veces para fomentar el asociacionismo y crear vínculos de amistad.


Unnamed (2)


Bolos o birlas


Los bolos son seguramente el juego popular más extendido entre la población de la comunidad castellano-leonesa. Existen diferentes modalidades y variaciones del juego en función de la zona geográfica. Puede cambiar la forma de la bola o el lugar de colocación del niche (bolo más pequeño), pero todos en esencia funcionan de forma parecida.


  • Bolo leonés


Se juega en un castro o cuadrícula de arena sobre el que se ubican 9 bolos de madera de 55 cm de altura. Además se coloca un niche o bolo más pequeño. La particularidad del bolo leonés es que se utiliza una bola semiesférica de unos 15 cm de diámetro y alrededor de 800 gr de peso. La bola se lanza con efecto para derribar los bolos y se obtienen distintas puntaciones en función del trayecto y de los bolos alcanzados. Las competiciones pueden ser individuales, por parejas o por equipos.


  • Bolo palentino


En la provincia de Palencia conviven diversas categorías de bolos, como el llano, el femenino y el media bola. En las competiciones de bolo llano las bolas son circulares, pesan entre 5 y 9 kilos y no pueden exceder de los 33 cm de diámetro. Llevan un orificio para el pulgar y otra hendidura para introducir el resto de dedos.


Las competiciones femeninas están alcanzando un gran nivel de popularidad y cada año cuentan con un mayor número de participantes. En la actualidad existen en la provincia de Palencia unos 100 equipos de bolos femeninos adscritos a medio centenar de localidades.


La tanga


También llamada tuta, es un juego de puntería que se practica con una pieza con forma cilíndrica (la tanga), una chapa o moneda y dos discos metálicos conocidos como tostones. La tanga se coloca en posición vertical y encima de ella se sitúa la moneda. El juego consiste en lanzar los tostones para intentar derribar la tanga. Gana el jugador o equipo que acabe situando el tostón más cerca de la moneda. El disco o tostón se lanza desde una distancia de 20 metros en el caso de los hombres y de 16 metros en las competiciones femeninas.


Unnamed (3)


La calva


Este juego tradicional parece tener su origen en la vida pastoril. Los pastores se entretenían en sus ratos muertos colocando un asta o cuerno de animal en el suelo y lanzando sobre él piedrecitas. Esto dio lugar a un juego que ha perdurado hasta hoy y que se ha extendido en buena parte Castilla. En poblaciones de Valladolid, Zamora o Ávila es frecuente ver a grupos de personas participando en este divertimento.


En la actualidad, el cuerno se ha substituido por una pieza de madera denominada calva, que se utiliza como blanco. Los jugadores lanzan sobre él una pieza cilíndrica de metal llamada marro; cuantas más veces se consiga impactar sobre el blanco, mejor. En poblaciones de Zamora y Palencia todavía se utilizan para jugar astas o cuernos y piedras.


La rana


El juego de la rana o el tiro al sapo ya se jugaba en el antiguo Egipto y es un juego muy popular en la comunidad castellano-leonesa. En numerosos municipios se organizan competiciones de rana coindiciendo con las fiestas patronales, en las que participan tanto niños como población adulta.


La rana es de alguna manera un antecedente de las tragaperras, pero con alguna particularidad. En este caso, los puntos se suman al introducir discos de hierro en diferentes agujeros lanzados desde una determinada distancia. Los orificios y la rana están situados sobre una especie de mesa. Algunos de ellos tienen encima un obstáculo que dificulta el lanzamiento.


Cada agujero tiene un valor distinto. La rana es la que más puntos proporciona porque comporta una mayor dificultad. Introducir el disco en la boca de la rana vale 50 puntos, los orificios con obstáculos (el molino y puente) valen 25 y 10 puntos respectivamente, y los agujeros más fáciles equivalen a 5. En total, los jugadores disponen de 10 tiradas en cada partida.


Barra castellana


Es un juego que recuerda mucho a la disciplina deportiva del lanzamiento de jabalina. En este caso, se suele utilizar una barra metálica de 75 cm de longitud y 5 kg de peso. Como en la competición de jabalina, existe un perímetro para efectuar el lanzamiento y no es posible salirse de él. Las barras que se salen de los márgenes se consideran tiro nulo, al igual que aquellas que giran en el momento de efectuar el vuelo.


Fuente: Diario de Valderrueda

Fotografía: LEOlytics


Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

APOYOS OFICIALES

© DiarioDeValderrueda.es - Periódico Digital de Noticias y Eventos de la Montaña Oriental Leonesa y la Montaña Palentina


Calle La Puente Nº 47, Valderrueda, 24882 (León) - Algunos derechos reservados

Diario de Valderrueda ha sido beneficiario del Fondo Europeo de Desarrollo Regional cuyo objetivo es mejorar el uso y la calidad de las tecnologías de la información y de las comunicaciones y el acceso a las mismas y gracias al que se ha renovado el diseño y se han creado aplicaciones móviles, para mejorar el posicionamiento web, la usabilidad y la creación de un canal propio de distribución de contenidos. Esta acción ha tenido lugar durante 2018. Para ello ha contado con el apoyo del Programa TICCámaras de la Cámara de Comercio de León.